Honduras: Alerta Verde para siete departamentos del país por saturación y fuertes lluvias

Tegucigalpa – El Comité de Alertas de la Comisión Permanente de Contingencias (Copeco) determinó este lunes declarar Alerta Verde por 24 horas para los departamentos de Gracias a Dios, Olancho, Colón, Yoro, Atlántida, Islas de la Bahía y Cortés a partir de las 4:00 de la tarde de este lunes 15 de octubre. 

Se mantiene vigente la Alerta Verde emitida para Santa Bárbara y la Alerta Amarilla decretada para Copán, Ocotepeque, Lempira, Intibucá, La Paz, Comayagua, Francisco Morazán, El Paraíso, Valle y Choluteca a partir de las 10:00 de la mañana del pasado domingo 14 de octubre por un período de 48 horas. Esta vence el martes a la misma hora.

Según el Centro Nacional de Huracanes se estarían registrando aguaceros con actividad eléctrica asociados con un área amplia de baja presión que está localizada sobre el suroeste del Mar Caribe. Se espera que este sistema se mueva cerca o justo fuera de la costa al norte de Honduras.

Advierten que es posible que se convierta en una depresión tropical antes de que la baja presión se mueva tierra adentro sobre Belice para la tarde del martes. La probabilidad de formación para las próximas 48 horas es de un 40 por ciento.

Independientemente del desarrollo, el Centro Nacional de Huracanes señala que este sistema dejará lluvia localmente fuerte, que podría causar inundaciones repentinas en varios sectores de Centro América durante la mayor parte de la semana.

La organización encargada de monitorizar y predecir el comportamiento de depresiones, tormentas y huracanes, informó también que un Avión Cazahuracanes de la Reserva Aérea estaría programado para investigar este sistema la tarde del martes.

De acuerdo al Centro Nacional de Estudios Atmosféricos, Oceanográficos y Sísmicos (Cenaos) de Copeco, la interacción de ese fenómeno en El Caribe con la Zona Intertropical de Convergencia, estaría fortaleciendo otro sistema de baja presión en el Pacífico Centroamericano que estaría migrando desde el suroccidente de Nicaragua hacia las costas de El Salvador.

El sistema de baja presión de El Caribe producirá lluvias y chubascos de moderados a fuertes en los departamentos de Islas de la Bahía, Atlántida, Colón, Gracias a Dios y Olancho por las próximas 24 horas con acumulados de 10 a 20 milímetros con máximos de 30 a 40 milímetros.

Mientras el sistema de baja presión de El Pacífico estará incrementando las lluvias de la vertiente pacífica de Honduras a partir de mañana, con acumulados que podrían alcanzar entre 40 y 60 milímetros con máximos de 80 a 100 milímetros en la zona Sur y Suroccidente.

Para las regiones centrales y suroriental acumulados de 20 a 30 con máximos de 40 a 60 milímetros. La circulación de vientos de este sistema también producirá lluvias en el Caribe, especialmente en el noroccidente con similares acumulados.

Las alertas también responden a los altos niveles de saturación que tiene la mayor parte del territorio debido a las últimas lluvias que se han manifestado por el paso de diferentes sistemas. Los análisis de humedad del suelo de Cenaos, revelan cifras de saturación de entre 80 a 90 por ciento en los departamentos del occidente del país.

De igual forma en los departamentos del sur de Honduras, se mantienen niveles de humedad de entre 60 a 80 por ciento, mientras en la zona centro el porcentaje por saturación está entre 40 a 60 por ciento, sin embargo estas cifras podrían incrementar debido a la presencia de lluvias.          

Copeco reitera a los habitantes del Municipio del Distrito Central la probabilidad de que se originen deslizamientos o inundaciones en zonas donde históricamente se han manifestado estos incidentes, ya que se podrían registrar lluvias con acumulados máximos de hasta 40 milímetros.

La misma condición para los ciudadanos residentes en la zona sur occidente del país en donde se esperan lluvias con acumulados máximos de 50 milímetros.

Copeco a través del Sistema de Alerta Temprana (SAT) recomienda evitar actividades al aire libre y mantenerse en resguardo ante la presencia de las lluvias, ya que estas podrían ir acompañadas de actividad eléctrica.

Además reitera la importancia de realizar un chequeo de su entorno por el riesgo de deslizamientos, es decir, verificar si hay grietas o fisuras en el suelo o en paredes de las viviendas, ya que estos aspectos advierten un derrumbe.

A las capitanías de puerto se les solicita mantener la restricción de salida de embarcaciones de pequeño y mediano calado en la zona sur ya que el oleaje en el Golfo de Fonseca se mantendrá con olas de 4 a 6 pies con máximos de hasta 7 pies.

Se reitera el llamado a evitar el cruce de los cauces de ríos, riachuelos, vados y quebradas, que tengan niveles elevados por las lluvias, esto con el fin de evitar poner en riesgo su vida, ya que la corriente puede arrastrar una persona fácilmente aún si esta se conduce a bordo de un vehículo.

Los protocolos del SAT de Copeco indican que en Alerta Amarilla es necesario realizar evacuaciones preventivas de aquellas zona de riesgo para proteger la vida y bienes. En situación de atención de albergues, la alerta amarilla llama a continuar la asistencia y valorar la salida de personas alojadas si las condiciones lo permiten.

Mientras en Alerta Verde los protocolos mandan a realizar monitoreo permanente de los sistemas a través de los canales oficiales de Copeco. Se pide no prestar atención a noticias falsas que buscan desorientar a las personas.

A los medios de comunicación se les solicita trasladar el mensaje preventivo de forma veraz, objetiva y sin amarillismo, con el objetivo de orientar y educar a los ciudadanos que pueden correr el riesgo de perder su vida sin la información adecuada.

Copeco reitera que ante cualquier situación que represente una amenaza, los hondureños pueden llamar a la línea 911 del Sistema Nacional de Emergencia, desde donde se coordinará la asistencia que sea necesaria.

Con el Apoyo de: